Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2012

Don Juan Tenorio -- Estudio 1

Ganas de ti

Hoy tengo ganas de tu risa, de tu sonrisa, de tu alegría pese a la adversidad. Tengo ganas de estar a tu lado, tomar tu mano, escuchar tus palabras. Hoy necesito que me acompañes en mi camino, que me enseñes con tus pasos. Necesito volver a tu lado y saber que siempre hay esperanza. Tu me enseñaste que debía creer para crecer. Creer que aunque todo parezca perdido, siempre hay un camino para salir del laberinto. Creer que hasta en la mayor de las miserias la riqueza crece en el corazón de las personas. Tu me cambiaste la vida, con sonrisas y miradas que aún hoy llenan de calor mi corazón. Con abrazos que llevaré por siempre junto a mí. A tu lado dejé de ser el niño que era para ser el hombre que soy hoy. Y hoy, cuando tu rostro ha venido a mis ojos por los ojos de otros, descubro que no te he perdido. Que nunca te perdí. Que siempre estás aquí. Presente a mi lado. Acompañándome y recordándome quién soy, qué quiero y dónde quiero estar. Sé que algún día volveré a tu lado.

Gracias Myriam

En la vida, en ocasiones, te encuentras con personas que destacan por algún rasgo de su personalidad. Son esas las que terminan marcándote casi sin querer. Y hoy quiero traer a este rincón a una de esas personas a las que conocí por casualidad y que, sin embargo, han supuesto un ejemplo al que seguir y un modelo en el que fijarse.  Myriam García Abrisqueta ha sido Presidenta Nacional de Manos Unidas por los últimos 3 años y medio, justo hasta el día de hoy. Y, desde hace dos años, el trato que he tenido con ella ha sido mucho más cercano al entrar a formar parte de la Comisión Permanente de esta ONGD. En estos años he descubierto una presidenta fuerte, trabajadora, luchadora incansable por los más necesitados. Pero sobre todo, he descubierto a la persona. Myriam jamás ha perdido al sonrisa. Sin importar la situación personal ni familiar; sin importar que las cosas no fueran del todo bien o que su trabajo no fuese reconocido. Sin importar el cansancio acumulado después d

De viajes y cafés

A días eternos, larguisimos, de esos que comienzan cerca de las 5 de la mañana y terminan en horario indeterminado. Y hoy es uno de esos días, es más, a esta hora y camino de Madrid para las Jornadas de Formación de Manos Unidas, solo puedo decir que tengo sueño. Mucho, machismo. Cansado como solo están cansado los que no están acostumbrados a estos madrugones.  Pero, curiosidades de la vida, el cansancio hace abrir los ojos y los oídos, quizá esperando no dormirse. Así, por ejemplo, tres asientos por delante, cuatro sevillanos típicos (patillas y pelo engominado, con aje y mucho “miarma”) hablan de un multimillonario latino que vive en Estados Unidos y habla en ruso, al que venden vino de Rioja.  Detrás, un matrimonio hindú viaja camino de Madrid con sus hijos. A veces les dicen algo en inglés, con ese acento tan característico que me obliga a sonreír pensando en la posible salida del armario de Raj en The Big Band Theory. Junto a mi, otro matrimonio escribe en el

Día de las Bibliotecas

Desde hace varios años el 24 de octubre se celebra en toda España el Día de las Bibliotecas, tras la iniciativa que tuvo la Asociación de Amigos del Libro Infantil y Juvenil perteneciente a la OEPLI (Organización Española para el Libro Infantil), sección española del IBBY (Organización Internacional para el Libro Juvenil, fundada en Zurich en 1953).  Este día busca que las bibliotecas públicas aprovechen la efemérides para redoblar sus esfuerzos y salir a la calle a fin de recordar a la sociedad la necesidad de realizar una labor consensuada y responsable entre todos los agentes de la formación lectora de los niños y jóvenes. Por otra parte, esta fecha se convierte cada año en un homenaje de reconocimiento de la magnífica y callada labor que realizan todas las bibliotecarias y bibliotecarios, que han de ser considerados un "bien social".

El PSOE tras las elecciones vascas y gallegas

Este pasado domingo fueron las elecciones en el País Vasco y Galicia. Dos comunidades que, por su singularidad, sirven de reflejo a lo que está ocurriendo en el país. Y los resultados son más que claros: 1º.- Un aumento importante del nacionalismo . Fenómeno que parece circunscribirse a las comunidades del norte (principalmente País Vasco y Cataluña) y que, sin embargo, se está dando en toda Europa. Ayer mismo saltaba la noticia de que Venecia (con todo el Venedeto) se plantea su independencia, con el apoyo de más del 70% de la población. Y la semana pasada teníamos la aprobación del referéndum de independencia en Escocia. La situación de crisis actual, y el predominio político de Alemania, parece mostrar un rechazo al europeísmo, pasándose de una desaparición paulatina de fronteras al crecimiento de los nacionalismos excluyentes (entendiéndose por estos los que buscan la independencia de pequeños territorios que mantuvieron en el pasado cierto grado de independencia o con im

Serrat canta a Hernández. La nana de la cebolla

Cuando se une la voz de uno de los mas grandes cantantes españoles, con las letras de uno de los grandes poetas de nuestra lengua, solo puede darse como resultado una obra maestra. La cebolla es escarcha  cerrada y pobre.  Escarcha de tus días  y de mis noches.  Hambre y cebolla,  hielo negro y escarcha  grande y redonda.    En la cuna del hambre  mi niño estaba.  Con sangre de cebolla  se amamantaba.  Pero tu sangre,  escarchada de azúcar,  cebolla y hambre.    Una mujer morena  resuelta en luna  se derrama hilo a hilo  sobre la cuna.  Ríete, niño,  que te traigo la luna  cuando es preciso.    Alondra de mi casa,  ríete mucho.  Es tu risa en tus ojos  la luz del mundo.  Ríete tanto  que mi alma al oírte  bata el espacio.    Tu risa me hace libre,  me pone alas.  Soledades me quita,  cárcel me arranca.  Boca que vuela,  corazón que en tus labios  relampaguea.    Es tu risa la espada  más victoriosa,  vencedor de las flores  y las alondras  Rival del sol.  Porvenir de mis huesos  y de

De recuerdos y amigos

Ahora que me encuentro cerrando la segunda parta de las aventuras de Pedro Cabrón, echó la vista atrás y recuerdo los grandes momentos que este pirata gaditano de nombre tan odiado me ha dado a mí.  Y, de todos ellos, quizá, uno de los mejores sea el que ilustra esta entrada. La presentación de "Llamadme Cabrón", con el patio del Casino Gaditano a reventar, con gente de pie y sentada en las escaleras y yo nervioso como jamás estuve. Mi primera novela, los nervios de si gustaría o no, de si vendría gente a la presentación o no. Miedos y más miedo que fueron paliándose según entraban familiares y amigos. Hay quien me recuerda que, al verlo entrar, solté un "Eah, ya podemos empezar que estamos todos". Y quizá lo hiciera porque los nervios me tenían agarrotado; pero, sobre todo, porque su presencia suponía que ya estaban todos (casi) mis amigos.  Ese grupo de locos que se ha ido gestando con el paso del tiempo, compartiendo vivencias, experiencias, alegrías y
Estoy encerrado, terminando las últimas páginas del regreso de Pedro Cabrón a las librerías. Me perdonaréis -o no- pero estos días mi mente y mis dedos vagan y navegan por los mares de siglos pasados.

Gerry & The Pacemakers --> You´ll never walk alone

When you walk through the storm Hold your head up high And don't be afraid of the dark At the end of the storm There's a golden sky And the sweet silver song of the lark Walk on, through the wind Walk on, through the rain Though your dreams be tossed and blown Walk on, walk on, with hope in your heart And you'll never walk alone You'll never walk alone Walk on, walk on, with hope in your heart And you'll never walk alone You'll never walk alone A veces en el fútbol se pueden encontrar las palabras precisas. Cuando camines a través de la tormenta Mantén tu cabeza bien alta y no estés asustada de la oscuridad Al final de la tormenta Hay un cielo dorado Y el dulce cantar plateado de la alondra Sigue caminando a través del viento Sigue caminando a través de la lluvia Aunque tus sueños sean sacudidos y estropeados Sigue caminando, sigue caminando con esperanza en tu corazón Y tú nunca caminarás sola nunca caminarás sola Sigue camin

De recreación II

Comienza en Murcia. Y Fortún de Torres está presente

De Recreación

Me encuentro en Murcia. De recreación histórica. Una de esas raras aficiones que uno coge a la vejez para juntarse con amigos, conocidos y desconocidos y pasar unos días -en este caso serán tres- viviendo la historia y, más importante aún, ayudando a divulgarla. Este año se cumple la tercera edición del encuentro recreacionista de la ciudad de Murcia y si bien el peso recaerá en la II Guerra Mundial -además de alguna conferencia se recreará la toma de un puente- también estaremos presentes algunos locos de otras épocas: romanos y soldados medievales. Sé que muchos se ríen cuando hablo abiertamente de esta nueva afición y piensan "friki". Nada más lejos de la realidad. En estos encuentros nos reunimos amantes de la Historia, gente sencilla que en su día a día tiene lasas vario pintas profesiones. Gente normal, como tu y como yo, que han descubierto una forma sana y divertida de aprender y enseñar. Como digo, hoy estoy en Murcia, pero sueño con el día que podamos repeti

La Luz (XIV)

El sonido de los pasos por el pasillo era constante y las voces llenaban el pequeño y desvencijado despacho de Navarro. Habían transcurrido tres meses desde el suceso en la comisaría y el inspector había terminado solicitando sus vacaciones de forma anticipada. Los días en la comisaria se hacían eternos y había comenzado a desconfiar de todos sus compañeros, tanto que el comisario Doña le había instado a descansar. Él no quería, pero el comisario llamo a Marta, su esposa, y esta terminó de convencerlo. Habían pasado un mes en Denia y en ese tiempo habían recuperado el tiempo juntos y, Navarro, pareció encontrar cierto sosiego personal. Pero ahora toca regresar a la realidad y la desaparición del joven aun coleaba e, incluso, había saltado a los medios. Echevarría le había guardado los periódicos de todo el mes, pero no le habría hecho falta: los programas de televisión, antes volcados en temas del corazón, llevaban días hablando sobre la desaparición y Elena, la desconsolada novia de

De vuelta

He estado parado. Una semana escondido y agazapado cual gordo intentando pasar desapercibido en una convención de endocrinos. Pero ya estoy de vuelta, retomamos el blog y mañana vuelve el relato “La luz”, el jueves Dios dirá y el fin de semana vete a saber, que andaré recorriendo esos tiempos del hombre para dar un salto estratosférico y plantarme de un tirón en el siglo XIII, eso sí, con algunos –muchos- infiltrados de la II Guerra Mundial. Ya saben, una de mis pasiones es la historia y a través de la recreación he podido cumplir el sueño de todo historiador: vivir como vivieron aquellos a los que hoy estudio; participar en batallas épicas que cambiaron el signo de los tiempos como las Navas de Tolosa; correr junto a mi rey para entrar en batalla; o sentarme al calor del fuego para escuchar historias y comer carne asada o gachas (Dios nos libre de volver a ellas).

Sobre Pedro I

Los que siguen este blog saben que tengo predilección por los Pedro: Cabrón, Borgoña y Picapiedra casi en ese orden  Aquí os dejo mi participación en el programa SER Historia, con Nacho Ares hablando sobre El Justiciero rey de Castilla

Ante la vida

La vida puede ser muy puta, ni cara ni barata, simplemente puta. Poniéndote zancadillas en tu paseo diario, escondiéndose tras las puertas para apuñalarte por la espalda. Quitándote lo mucho o poco que tengas para dejarte con mucho menos de lo que jamás pensaste que podrías no tener. Desnudo ante una vida que se planta frente ti, armada y presta a combatir. La vida, puta y mercenaria, no es más que eso: un soldado dispuesto a arremeter contra su enemigo hasta conducirlo a la muerte. Y solo existen dos opciones para enfrentarse a ella: dejarse llevar por el dolor y la pena y acrecentar el hueco dejado en lo que un día fue tu corazón, hastiado ya de desesperanzas y sueños rotos. O enfrentarte a ella con la sonrisa del que se sabe vencedor; del que busca nuevos sueños cuando los anteriores se tornaron en fracaso; del que convierte la utopía en la sonrisa, la pesadilla en la alegría; el miedo en fuerza. Puedes llorar hasta la extenuación, o puedes alzar la cabeza y reír hasta

Nido de Cuervos (X)

Navarro echaba de menos a su viejo compañero. Hubiera disfrutado de un caso como   aquel, y, además, siempre lograba que aquellos momentos escabrosos tuvieran un punto de diversión. Pero ya estaba retirado del todo y poco podía hacer por él. Esperó apoyado en una de las columnas de la fachada de la Iglesia   a la llegada de Márquez, la juez Benítez y los forenses. Observó, sin sorpresa alguna, como varios periodistas habían llegado ya a la iglesia, incluso antes que sus compañeros. No le extrañaba, desde un tiempo   atrás la prensa parecía adelantarse a la policía siempre, sobre todo si podían encontrar carnaza con la que alimentar a sus masas de seguidores, ávidos de sangre, lloros y tristeza ajena. No habían transcurrido ni cinco minutos cuando descubrió a Márquez caminando calle arriba. Se había detenido y observaba el balcón del edificio en el que había vivido la niña y, cuando llegó a su lado supo, sin necesidad de hablar, que los dos pensaban lo mismo: si encontraban a la