Entradas

Mostrando entradas de diciembre, 2010

Felicidades a todos

Termina el año y ¡que año! Como todos los años he tenido buenas y malas experiencias. He dejado atrás a personas muy importantes, algunas porque se han ido para siempre de este mundo y otros porque ahora pululan por otros mentideros. Pero han llegado personas nuevas, amigos nuevos y sobre todo situaciones nuevas. En líneas generales, para mí, este 2010 que ahora se acaba ha sido bueno, excesivamente incluso. Y sólo espero que el año entrante sea la mitad de bueno para mí y para los míos.
Así que, aunque no soy mucho de felicitar estas fiestas (que no es más que el inicio del curso político romano, por cierto), caeré en la alegría festiva navideña y, simplemente, les deseo un 

FELIZ AÑO 2011

Y disfrútenlo, que según el calendario maya es el último que celebraremos.

Fernando IV (1295-1304), El Emplazado

El reinado de Fernando IV el Emplazado (c. 1285-1312) comenzó de forma convulsa. Fernando accedió al trono a la muerte de su padre en 1295, con tan solo 9 años de edad, asumiendo la regencia su madre María de Molina hasta 1301. Pero la aparente paz que trajo su reinado duro poco, al año siguiente la nobleza se levantaba en armas en torno al infante Juan y al señor de Vizcaya, tanto al norte como al sur, y los reinos vecinos de Portugal y Aragón aprovecharon las circunstancias para invadir el reino. Durante catorce años la anarquía fue la nota dominante en Castilla y León. Sólo la intervención de la Reina y del infante Enrique, que se haría cargo de la tutoría del joven monarca, lograría ir acabando con los disidentes, obligando al rey de Portugal a desistir de sus intenciones sobre Castilla. Además, la expansión de la peste entre las tropas invasoras obligó a los aragoneses a retirarse permitiendo que Fernando lograse cierta calma en el reino pudiendo dedicarse a continuar la labor d…

Acoso

Imagen
Estoy siendo acosado, otra vez. Esto no tiene razón de ser. Empiezo a pensar que un ser supremo quiere vengarse de mí por algo que hice en otra vida o en esta. No sé qué, pero hay tantas cosas que he hecho sin saber que las hacía que una más ya no me extraña nada.  Lo que no cmprendo es el porqué de esta nueva fomra de acoso, les prometo que es la primera vez que me pasa, y espero que la última. 
Vamos, creo que es acoso. Sí, sí, es acoso, porque si  cada media hora recibes un mensaje desde el mismo teléfono el concepto "error" se mitiga. Vamos, creo. Aunque esta vez el acoso es mucho más complejo, más profundo, más raro, si hubiese algo más raro que acosarme a mí, claro. Pero sí, esto es más raro.  Y a mí me da miedo acabar como José Luis López Vazquez.
Así que he intentado solucionarlo, he llamado a las autoridades, he pedido que bloqueen al emisor del sms, que hagan algo. Pero nadie me da respuestas, no saben como eviatarlo y mientras, yo, desde el pasado sábado, cada hora…

William & Jane

Suspiró. Oteando el horizonte en busca de una vela que trajese buenas nuevas. Casi un año había transcurrido y cada día seguía el mismo ritual: subir a la desvencijada torre de la vieja iglesia y buscar en la lejanía noticias de su propia vida. Y como cada día descendió de su atalaya sin esperanzas de que terminase su sufrimiento. Caminó lentamente, entre los bancos de la iglesia de su padre, mirando cada losa. Esperando que al fijar la mirada en el suelo las lágrimas no se derramaran por sus mejillas. No deseaba que nadie le viese llorar. No por él. Ella lo había provocado todo. Ella había causado su marcha. Con su indiferencia, con su altanería. Al negarse al reconocer lo que ya todos sabían: que le amaba. Le amaba como jamás amaría a nadie. Pero había cerrado su corazón, había antepuesto la razón a sus sentimientos, asumiendo que jamás podría llegar a estar con él. Ella no eras más que la hija pequeña del pastor y él el heredero de sir Walter. Mundos diferentes e irreconciliables. …

Propositos año nuevo

Es mía. Toda. Y me la quieren quitar. Comprendo que en este mundo de incomprensibles la compresión hacia lo mío no exista convirtiéndome en un incomprendido. Pero ¡compréndanlo! llevamos tanto tiempo unido que a uno le cuesta desprenderse de lo que debería desprenderse, y me cuesta por mucho que me convenza. No importa saber que supone una pesada carga. Tan pesada que se convierte en parte fundamental de mi existencia. Y, aún así, en el fondo, comprendo que tengo que deshacerme de ella. Y lo haré, que remedio. En este mundo dónde la comprensión hacia ellas queda relegada a los Museos, no tengo más opción que dejarla marchar. Que cada uno siga su camino, quizá, así, yo sea más feliz –si es que se puede- y ella, seguro, que estará triste, se deshará en lagrimas sudorosas hasta desaparecer de esta tierra. Así que sí, desde ese próximo año 2011 le diré adiós, o lo intentaré, al menos, que luego en las fotos siempre me veo gordo.

Hilary Scott -- My Friends

Feliz Navidad

Imagen

Sancho IV, el bravo (1282-1295)

Sancho IV (1258-1295) fue apodado el Bravo, aunque bien pudo ser el Cruel. Era el segundo hijo de Alfonso X, per la muerte de su hermano Fernando de la Cerda le puso pronto al frente de un sector de la nobleza contrario a la política de su padre. El viejo monarca había cambiado las reglas del juego, ya que según el derecho consuetudinario castellano, en caso de muerte del primogénito en la sucesión a la Corona, los derechos debían recaer en el segundo hijo. Pero con el Código de las Siete Partidas, Alfonso establecía la línea sucesoria directa entre padres e hijos y en caso de fallecer el primogénito dejando heredero varón, la corona recaería en este y no en su hermano. Y eso fue lo que ocurrió tras la muerte de Fernando en 1275. Sancho se negó a aceptar al nuevo modelo y su padre, inicialmente, aceptó las pretensiones dinásticas de Sancho, que había destacado en la guerra contra el moro. Pero decidió compensar a sus nietos (los infantes de la Cerda) con la concesión del reino de Jaén…

El amanecer africano baila

Llevo mucho tiempo sin escribir “día a día”, dejando reposar las palabras y los pensamientos para no decir más de lo que debo decir, pero hoy, sin embargo, he necesitado plasmar en este pequeño rincón todo lo que siento. Porque la vida, a veces, se entremezcla para darte testimonios de una realidad que no por lejana debe hacerse indiferente.
El otro día me decidí a compara La ira del fuego, de Mankell, y ayer, leyendo el primero de los tres libros sobre Sofia no pude reprimir las lágrimas. Con ese estilo tan propio del genial sueco, contado casi como un cuento infantil, Henning nos traslada la vida de Sofia, una chica de Mozambique que sufrió los desastres de la guerra que azotó a su país a inicio de los 90.
Curiosamente, antesdeayer, hablando en Manos Unidas, comentábamos la más que tensa situación que se vuelve a vivir en Costa de Marfil, dónde la ambición política de sus dirigentes conduce al país a una nueva guerra civil. Una guerra civil en la que, como siempre, pagaran los más p…

Burlesque

Imagen
Nunca un nombre estuvo también puesto en una película como en Burlesque pues la cinta no es más que una burla al espectador, que acaba devolviendo la moneda y burlándose de la propia película. Un esperpento mezcla de la genial Moulin Rouge y de la entretenida Bar Coyote, y todo para mayor gloria de Cristina Aguilera, acompañada por la ya plenamente acartonada Cher. 


Lo más curioso de todo es que Burlesque cuenta con el presupuesto necesario para realizar una buena película y la historia, no por ya vista, daba para más. Pero se queda en efecto de luces. Y eso que cuenta con un reparto secundario de lujo. Cher, pese a carecer de expresividad, sigue llenando la pantalla como siempre hizo e, incluso, da pequeñas pinceladas de lo que un día fue su voz. Stanley Tucci continúa encasillándose en un papel que parece irle como anillo al dedo: el del amigo y confidente gay y que tan buenos resultados siempre le da. Kristen Bell hace el papel de la superenemiga, borracha e intratable, que muestra …

Diana Krall - JIngle Bells

En pocas palabras

“Los arquitectos son hombres con pocos huevos para ser ingenieros y no tan maricones como para ser diseñadores de interiores”

"Inteligente" ingeniera disertando sobre las diferencias entre carreras.

La cabeza del rey

Imagen
Realmente la gente guarda cosas muy raras dentro de sus armarios, toda una vida dicen lo tópicos. Y quizá sea así. Sólo hay que ver el curioso hallazgo realizado en casa de un jubilado: nada más y nada menos que la cabeza de un rey. Republicanismo del bueno, tal vez, pues la cabeza de Enrique IV de Francia fue separada de su cuerpo durante la revolución francesa y nada más se supo de ella hasta el extinto siglo XX cuando un anticuario ofreció al Lovre la cabeza del rey bueno con escaso resultado. Y ahora vuelve a la luz revelando que el monarca, asesinado en 1610 era calvo, tenía una cicatriz en el labio producto de una cuchillada anterior y gustaba de usar pendientes.

Manifiesto por un futuro mejor

Ante el anuncio dado por los amigos sobre la próxima cena de la navidad en la casa-comuna de mi muy querida amiga y prima putativa Irene me veo obligado a levantar la voz y publicar el siguiente manifiesto:
En estos tiempos que corren ya nada ni nadie está a salvo. No importa que la Navidad sea época de buenas intenciones, con ellos nada cambia. La avaricia es un mal propio de esta sociedad que nos consume. Que consume todos los recursos que se encuentran a su alcance. Que esquilma a la naturaleza dejándola yerta, muerta, cadavérica. Acabando con sus seres más indefensos y entre todos ellos, yendo por los más pequeños. Las sociedades occidentales protegen a las especies salvajes, las cuidan y miman pero ¿quién los cuida a ellos? ¿quién los protege en su pacifica existencia? ¡Nadie! y eso no puede ser. Sé que muchos son los que desean probar su carne ¡oh, triste objeto de perdición!, pero estoy seguro que si miraran sus ojos tiernos, sus sonrosados cachetes, nadie acabaría con ellos. 
Y,…

Jane & William

El reverendo llegó hasta el pequeño pueblo con el corazón latiéndole a toda velocidad. Los llantos de su hija habían desperezado a su conciencia hasta comprender que no podría vivir con esa carga en su conciencia. Había negado ante su hija la posibilidad de que William fuera condenado a muerte. Pero no tenía dudas de que el parricida acabaría pendiendo de una soga. Y con el también el reverendo. Se detuvo a la puerta de la vieja casona de piedra blanca que hacía función de cárcel. Las ventanas enrejadas recordaban la función de un edificio que, de otra forma, podría haber pasado por hermosa casa señorial.
-Sargento- dijo con leve voz- debo hablar con usted. -¿Qué desea, reverendo?- dijo el sargento Joseph mostrándole la entrada a una pequeña habitación. -Es sobre William. Creo que debo contarle algo. No podría vivir en paz de otra forma. El peso de la culpa acabaría matándome -se negó a confesar que el dolor de su hija sería la verdadera razón para sucumbir a la muerte-. William no es …

La diócesis de Cádiz

El inicio

El silencio embargaba a los presentes. Las noticias venidas de Flandes no eran halagüeñas. Los ejércitos de Juan se había topado con resistencia y el hermano del rey no había logrado su objetivo. Los hombres asentían preocupados a las explicaciones del mensajero. Don Felipe se mantenía impasible, de pie, en un extremo del amplio salón de audiencias, con la mirada perdida en la inmensa sierra que se elevaba imponente ante él.
-Rezaremos por él- fueron las escuetas palabras con las que el monarca dio por cerrada la reunión.
Los capitanes se miraron unos a otros. Todos conocían el amor que unía al rey con su hermano y todos sabían del dolor que esta perdida supondría para el monarca. Un joven paje salió a la carrera a la vez que don Felipe descendía camino de la iglesia. Miguel corrió como alma que lleva el diablo en dirección a la pequeña cámara que compartía con su hermana.
-¡María, María!- el corazón parecía querer salirsele del pecho mientras se abalanzaba sobre la joven-. ¡Es don Juan…

500 Milles / Peter, Paul & Mary

If you miss the train I'm on
You will know that I am gone
You can hear the whistle blow
A hundred miles

A hundred miles, A hundred miles
A hundred miles, A hundred miles
You can hear the whistle blow
A hundred miles

Lord I'm one
Lord I'm two
Lord I'm three
Lord I'm four
Lord I'm five hundred miles
From my home

500 miles, 500 miles
500 miles, 500 miles
Lord I'm 500 miles
From my home

Not a shirt on my back
Not a penny to my name
Lord I can't go home this way
This way, This way
This way, This way
Lord I can't go home this way

If you miss the train I'm on
You will know that I am gone
You can hear the whistle blow
A hundred miles

Esta canción fue versionada por Los Mustang, juzguen ustedes mismo. Yo me quedo con la versión dePP&M


Hay otra versión de Joselito, pero esa me niego a traerla a este rincón. Es casi tan mala como la versión de "un ramito de violetas" de Manzanita. Hay cosas que es mejor olvidar.

Paraíso e infierno

Ya lo dijo Torquemada: Cádiz es la puerta del paraíso. Y debe ser así, porque mientras en media España se quejan de la lluvia y en la otra media del frío, aquí volvemos a las mangas cortas. En mitad de diciembre, pasado ya el puente de la Inmaculada, el calor invita a caminar por el paseo marítimo, o a irse a visitar los pueblos blancos de nuestra sierra. Apetece destaparse, sentarse en terrazas mirando al mar, charlando con los amigos mientras te tomas un café o un tinto de verano –según sea la hora-. Ayer las temperaturas alcanzaron los 25º. A las 12 de la noche, cuando escribía esto, estaba en mangas cortas y con las ventanas abiertas y eso me ha llevado a pensar en muchas cosas. Entre otras cosas en la suerte que tengo de vivir a las puertas del paraíso y la mala suerte que tienen mis vecinos del sur, marroquíes unos y saharauis otros, de vivir en una terrible dictadura sometidos por la tiranía de un rey absolutista que se cree fuerte ante el resto del mundo y  en el consentimien…

Alfonso X

Alfonso X sucedió a su padre al frente del reino de Castilla en 1254. Si el reinado de su padre fue de extensión territorial, el de Alfonso sirvió de consolidación del reino. Durante su mandato se sentaron las bases del actual castellano, creándose la primera gramática. Alfonso fue un enamorado de las artes y las letras, gran poeta nos dejó para la posteridad sus Cantigas. Pero además realizó una importante política repobladora, a lo que se unió su reformismo que asentó definitivamente la primacía del reino en la Península.
En lo militar, continuó la labor conquistadora de su padre, llegando hasta Cádiz en 1263. Y me van a permitir que en su reinado hable de esta última ciudad, que además es la mía. Pues Alfonso, que se enamoró de la zona desde su asentamiento en Alcanate (actual El Puerto de Santa María) como demuestra en las Cantigas de Santa María. Aquí se sintió curado de sus enfermedades por mano de Santa María del Puerto, que acabó convertido en lugar de peregrinación. Buscaba u…

Hércules

Hércules, fundador mítico de la ciudad de Cádiz a la que llegó en el curso de sus trabajos para robarle los rebaños al gigante Gerión. Bonita leyenda la de nuestro fundador, pero más hermosa aún es la vida que le tocó sufrir en el Olimpo de los dioses.
Su padre, Zeus, se encaprichó de Alcmena, esposa del rey tebano Anfitrión y aprovechando que este se encontraba en la guerra se transformó en él y yació con su esposa. En mitad de la noche, Anfitrión llegó a la casa y Alcmena descubrió el engaño del dios. Pero ya era tarde, la mujer había quedado embarazada, para enfado de Heras, celosa esposa de Zeus. Que comenzó una persecución contra el hijo bastardo de su esposo. Primero logrando mediante engaños que Hércules no fuera nombrado príncipe heredero de Tebas y que la corona recayese en su primo –ni tan siquiera en su hermano gemelo, que no importaba a la diosa ya que era completamente humano-. A los dos meses intentó asesinarlo por primera vez, al enviarle dos serpientes para que acabase…

Jane & William

-No. No. Padre decidme que no es verdad- Jane estaba apesadumbrada, las lágrimas corrían por sus mejillas y los ojos enrojecidos no se separaban de los de su padre -¡William no ha podido! No podría. ¿Cómo podría? ¡Era su padre!
El reverendo había vuelto hacia menos de una hora y desde entonces había intentado convencer a su hija de la culpabilidad del joven aristócrata, pero no lo había logrado. Y las lágrimas de la joven comenzaban a ablandar su corazón. North tan solo tenía una debilidad: su hija Jane. Siempre había intentado protegerla y culpando a William de la muerte de su padre también lo hacía. Debía alejarlo de ella. No importaba que Jane pareciera estar enamorada del joven. No le convenía. No podía ser. Nunca podrían estar juntos.
-Padre -le dijo -¿Estáis seguro de lo que me decís? -Lo estoy. -¿Qué le pasará? -Le juzgarán y, llegado el caso, le condenarán. -Padre... decidme que no. -Podría ser. Todo depende de la justicia pero a los ojos de Dios ya está condenado. -Es imposible... ¿p…

Menesteres

Imagen
Estábamos en clase de historia. Sería 8º de EGB y después de mucho tiempo, los profesores tuvieron la genial idea de que el tándem que formaba con Lacueva no era del todo positivo para ambos. Así que yo me sentaba solo junto a una de las cristaleras que separaban las aulas en diferentes grupos. ¡Patochadas! Junto a Lacueva mantenía cierto nivel de atención, solo mi atención se desviaba a otros menesteres. Y en esos menesteres andaba, tratando de leer lo escrito en el pequeño espacio de madera que quedaba entre un cristal y otro, allí donde un embellecedor de madera debió estar en tiempo y donde algún alumno antes que yo había dejado su marca.
Y tan concentrado me hallaba que no noté la extraña presencia que se situaba a mi lado. Voces de fondo acompañaban a la clase. Nada del otro mundo. Algunas risas. Alguno debía haber dicho una tontería.
-Gordo- un susurro leve acompañado de una patada por debajo de la mesa. -¿Qué quieres?- susurre a Lacueva, girándome para toparme con el Piru -¿Sabes…

Superación y amor

Ayer, entre comentarios más o menos jocosos sobre los controladores, un vídeo colgado por una amiga me llamó la atención en mi muro de facebook. Tenía un simple comentario que desentonaba con el resto: “Espero que os haga temblar el alma como a mí”. Y vaya si lo hizo. Es una historia real, de superación y de amor, ocurrida en 1989 en Australia, durante la celebración del durísimo triathlon “Ironman” Así que hoy lo traigo aquí, como recordatorio de todos esos héroes anónimos que bajo la misma premisa de la superación y el amor se dejan la piel por sus hijos. Porque siempre recordamos a nuestras madres y pocas veces agradecemos a los padres todo lo que han hecho por nosotros.

December -- Norah Jones

December come to me
I hope I can see
You not just in dreams

I will let you be
Why can't you believe
How much you really mean

December won't you come
Back with snow even sun
Don't say that it's done

I will carry you home
Take you from the loneliest
Place you have known

I will carry you home
Take me from the loneliest
Place I have known

A oscuras

Hay cosas que no se logran entender. Una de ellas es que en pleno siglo XXI una ciudad como Cadiz pase dos horas a oscuras. Y ya llevamos mas, quizá sea un nuevo plan de ahorro energético ante la crisis que tenemos. O quizá el espíritu navideño ha sobrecargado la red eléctrica. Así que aquí estoy, a oscuras, intentando ser fiel a este rincón virtual desde un teléfono -espero que me perdonen las tildes- desesperado y acordandome de la regidora perpetua de la ciudad. En vez de bombillas de bajo consumo, Teofila podía repartir velas, con la excusa del bicentenario y de vivir el 12 en todo su tiltineante esplendor.

Por cierto, que he estado 10 minutos tratando de cruzar la Avenida a ¿lo adivinan? Oscuras y llamando a la policía local para que pusieran un guardia a regular un importante cruce. Finalmente, y sin recibir respuesta de los números de emergencia -ni un triste contestador- he cruzado a la aventura entre pitidos de coches desprevenidos. Una vez aparcado el coche y llegando a casa…

Fernando III el Santo

Fernando no debía haber sido rey, jamás. El matrimonio de su madre Berenguela con su padre Alfonso (IX de León) había sido declarado nulo, y en Castilla reinaba su tío Enrique I, aún un niño cuando accedió al trono, lo que parecía indicar un largo reinado. Pero el destino se puso de su lado, y la muerte fortuita de su tío a la edad de 13 años mientras jugaba con otros niños hizo que la corona pasase a su madre (Berenguela I) que en 1217 renuncia al trono. Desde ahí se inicia uno de los reinados más importantes de nuestra historia.
Fernando III accedió al trono castellano a la muerte de su tío Enrique I y después de que su madre (Berenguela) abdicase en él en el año de 1217. Nada hacía pensar entonces que el joven monarca lograría situar a Castilla –aún a la sombra leonesa- a la cabeza de los reinos peninsulares. Sin embargo, así fue. Hasta 1230, fecha en la que heredaría el trono de León a la muerte de su padre Alfonso IX, Fernando aprovechara las luchas internas entre los musulmanes…

'Prensa y Libertad de Imprenta. Los periódicos en el Cádiz de las Cortes'

Me gusta estar entre libros, ya lo saben, por eso he disfrutado de la exposición 'Prensa y Libertad de Imprenta. Los periódicos en el Cádiz de las Cortes' que tiene una de sus dos sedes en Centro Cultural Reina Sofía. Claro que no soy objetivo. A mi me gustan los libros y aquí hay verdaderas joyas. Otros, con gustos diferentes, dicen que la exposición carece de “reconstrucciones” a lo que no puedo más que contestar que para ver maniquíes en diferentes posturas me voy al Corte Inglés.
Los libros son obras de arte de por sí. Cuando voy a un museo no quiero ver una recreación del taller de Renoir, quiero ver sus cuadros. Y la muestra abierta en Cádiz nos ofrece una amplia posibilidad de contemplar obras que de otra forma no veríamos. Desde ver el grabado original del Peje Nicolas -prometo contar su historia aquí mismo en los próximos días- hasta disfrutar con el visionado de algunas obras impresas en Cádiz al aprobarse la libertad de imprenta en 1812.
Obras que por su antigüedad …