Acosado

Me acosan. Lo sé, soy un escritor de éxito en ciernes. Soy tipo inteligente, guapo, humilde, sincero, cariñoso, con trabajo fijo, buena presencia, educación y saber estar. Todo un partidito, vamos. Pero me acosan, y el acoso me agobia. Porque no estoy yo para ser acosado, más bien para acosar. Pero puestos a acosar, acosemos bien. ¿Tan poco te intereso? Yo, que estaba halagado de ser acosado, aunque fueras tú quien me acosaba. ¿Por qué me haces esto? ¿Tan poco me merezco?. ¡Ay! Este mundo está cambiando demasiado rápido. Me acosan, sí, una cosa, que no está mal, acrecienta el ego el ser acosado, te hace sentir un Brad Pitt cualquiera -un poco loco en mi caso-, pero después de las últimas llamadas  recibidas algo me inquieta... ¿A él también le acosarán a cobro revertido?

Comentarios

Entradas populares de este blog

Corona o Reino de Aragón

Nihil cognitum quin praevolitum

Héroes gaditanos: Diego Fernández de Herrera